¿Es momento de que la cámara frontal sea mejor que la trasera?

, , , , ,

La popularidad de las redes sociales y los selfies han provocado que los usuarios den mayor uso a la cámara frontal de sus dispositivos

Hoy en día tener una buena cámara fotográfica en el teléfono es algo habitual y que se da por hecho, pero no siempre fue así. Hace ya 17 años del primer teléfono móvil de uso popular con cámara fotográfica. Se trataba del J-SH04, de la compañía japonesa Sharp.

No fue hasta el año 2002 que los teléfonos con cámara frontal incorporada desembarcaron en Estados Unidos con el modelo SCP-5300 de la marca Sanyo, también nipona. Este modelo incorporaba herramientas como el flash y el balance de blancos, entre otras. Sin embargo, el que supuso un gran salto cualitativo fue el Nokia 7650, marcando un hito en la historia de la telefonía con una cámara de 0.3 megapixeles y una resolución de 640×480 VGA.

Tras tantos años de avances tecnológicos, la mayoría de los dispositivos móviles tienen no solo simples cámaras de fotos, sino unas capaces de capturar instantáneas de altísima calidad y vídeos de resolución 4K, pero el devenir de la tecnología no lo marcan solo las compañías, sino también los usuarios. Así, las redes sociales y el uso que los internautas han hecho de ellas han propiciado una drástica evolución de las cámaras frontales, que en algunos casos se utilizan más que sus vecinas de la parte posterior.

Instagram, la red que más rápido crece y que a día de hoy posee ya 700 millones de usuarios, es la más clara muestra de que las fotografías tomadas con ambas cámaras se encuentran casi a la par en volumen de publicaciones. Mientras unos aprovechan para sacarse selfies grupales en lugares emblemáticos o simplemente para mostrar su amistad y utilizan las cámaras frontales para la herramienta Stories, otros se benefician de la calidad de sus cámaras para capturar bellas instantáneas o los momentos más íntimos de sus vidas.

No queda claro que la cámara tenga que ser mejor que la posterior, pero sí que la tendencia de que sea de mayor calidad cambie por una igualdad entre ambas. Cierto que es que la pantalla del teléfono da menos espacio para instalar un objetivo de mayor capacidad, pero la tecnología ya nos ha sorprendido en multitud de ocasiones como para que lo vuelva a hacer una vez más.

Por ahora ya hay cámaras frontales de 8 megapíxeles con una apertura f/1.7, y en unos meses seguro que experimentamos multitud de mejoras en esta materia.

Aprende a escribir mensajes de 280 caracteres en Twitter

, ,

Twitter permite desde hace unos días la escritura de mensajes de 280 caracteres, aunque solo algunos usuarios pueden disfrutar de este cambio radical de la compañía norteamericana.

La red social Twitter ha sorprendido a toda su comunidad con el aumento del número de caracteres de los tuits, que pasarán de tener 140 a un máximo de 280, el doble de lo que se permitía hasta ahora. Si bien se trata de una medida provisional para ver cómo evoluciona, ya ha levantado ciertas ampollas entre los que se habían acostumbrado a estos mensajes cortos desde que la red social viera la luz allá por el año 2006.

El motivo de esta decisión es la diferencia entre los diferentes lenguajes alrededor del mundo. Argumentan que mientras en japonés, coreano o chino necesitan menos caracteres para transmitir información, en lenguajes como el español, inglés, portugués o francés, por ejemplo, los usuarios se ven más apurados para no superar el límite establecido previamente.

La compañía norteamericana ya facilitó las cosas a los usuarios cuando las fotografías y etiquetas dejaron de ocupar espacio de texto. Incluso los enlaces, por muy largos que sean, ocupan un número determinado de caracteres, suficiente para poder añadir el texto que deseemos. Aun así, la aparición de los famosos “hilos” seguramente haya dado que pensar a Twitter, que de esta manera facilita las cosas a los tuiteros que gustan de mantener largas conversaciones en la red social.

Que sea una medida acertada o que acabe por ser el fin de la esencia de Twitter no lo sabremos hasta dentro de un tiempo, cuando la medida se consolide o, por otro lado, los encargados de la red social decidan dar un paso atrás y volver a los 140 caracteres. Por ahora, solo unos pocos pueden disfrutar de esta adición. Para los que no, aquí os dejamos la manera de tener disponibles los nuevos 280 caracteres:

  • Paso 2: haz click sobre el icono de la extensión, pulsa la opción “añadir nuevo script”, copia el código que te mostramos a continuación tal y como aparece y haz click sobre el icono del disquete para guardar los cambios.

// ==UserScript==

// @name Twitter Cramming

// @description Force enable cramming (280 character tweets) on Twitter

// @author Prof. 9

// @version 0.1

// @match https://twitter.com/*

// @run-at document-idle

// @namespace prof9.twittercramming

// ==/UserScript==

var initDataInput = document.getElementById(‘init-data’);

var initData = JSON.parse(initDataInput.value);

initData.deciders.cramming_feature_enabled = true;

initData.deciders.cramming_ui_enabled = true;

initDataInput.value = JSON.stringify(initData);

  • Paso 3: inicia sesión en tu cuenta de Twitter y disfruta de mensajes de 280 caracteres. Twitter siempre indicará en el panel numérico que te quedan 140 caracteres disponibles aunque su extensión real se haya duplicado.

¿Lo importante es poder hablar?

, , , , ,

¿LO IMPORTANTE ES PODER HABLAR?

¿Lo importante es poder hablar? era el eslogan de una operadora de telefonía móvil hace algunos años. Era un buen reclamo en un momento en el que ofrecer buena cobertura era el gran caballo de batalla de las telefónicas. E hizo fortuna.

Pero la frase en sí misma es falsa.

Yo puedo hablar con un polaco muchas horas, pero si yo no entiendo el polaco y él no tiene ni papa de mi idioma, vamos mal.

También he estado en reuniones de comunidad de vecinos donde todos hemos hablado mucho y después de dos agotadoras horas y cuando la cara de la administradora es un puro a– o se ponen de acuerdo con la puta puerta del parking o juro que me tiro al Llobregat esta noche, entonces alguien pregunta: ¿al final, qué hay?

Hay otras más divertidas. Esa noche en que me hago el empático con una estupenda estudiante de veterinaria que advierte en mi entusiasmo una incontestable erección. No triunfo, como el lector podrá imaginar.

Podemos hablar mucho pero solemos quedarnos con lo que decimos y no siempre prestamos suficiente atención a lo que el otro entiende.

Los populismos políticos, ahora emergentes, con discursos dirigidos a crear emociones han sabido entenderlo. Los clubes de fútbol también saben apelar a las emociones y se centran en lo que va a captar su siempre fiel audiencia. Ya decía Lakoff que había que movilizar a los tuyos y no a los que nunca te van a votar, y hacerlo con mensajes que esos tuyos entiendan. No importa si lo que se dice es verdad, sólo importa crear la emoción, la estructura mental, el “marco”. Es conocido su ejemplo: no pienses en un elefante que automáticamente nos hace pensar en elefantes. Las paradojas son inherentes a los simpáticos humanos.

George_Lakoff

Cuando Nixon apareció en la televisión y dijo “no soy un chorizo” consiguió que inmediatamente todos los americanos le vieran como un chorizo y no como un inocente monje franciscano. Él mismo creó el marco “chorizo”. Tuvo que dimitir.

En cualquier comunicación hay ruido, como en el juego del teléfono en que uno le dice al oído una palabra que luego se pasa a otro jugador y al final la palabra “Contubernio” se convierte en una humilde “Chirimoya”. Pero el error más común es no escoger el camino más limpio: escoger el canal adecuado, el lenguaje (los signos) comunes y los marcos que el receptor quiere asumir.

¿Quieres que tu interlocutor compre tu discurso? Piensa en él y no en ti. No le hables de la tecnología del coche que le quieres vender, céntrate en lo que pretende conseguir con el nuevo coche y no le digas cómo, sólo intenta que se lo imagine él mismo. ¿Te gusta conducir? (BMW), ¿El secador más caro del mundo? (VW Golf Cabrio) o ¿Siempre quisiste ser el más rápido? (VW Golf GTI, sobre una imagen de un espermatozoide llegando el primero al óvulo) son ejemplos de cómo crear un marco, una emoción. Y sin decir una sola palabra sobre el coche.

La comunicación necesita de lo mismo que un pase en el fútbol: ya puedes poner el balón en el sitio perfecto que si el jugador que lo ha de recibir no golea, la jugada el balón se pierde.

En OneProduccions y OneAdMedia lo tenemos claro y hacemos nuestra la frase de Frank Luntz: ¿Lo importante no es lo que dices sino lo que se te entiende?. Ahí está la clave oculta.

Google y el derecho al olvido

, , , , , , , ,

reu_20140717_204252639El derecho al olvido ya existía antes de la llegada de la era tecnológica, pero con la universalización de Internet, el concepto se ha extendido y resulta un tema cada vez más valorado por los usuarios. Con las redes sociales y el aumento del uso de dispositivos con conexión a la red, la privacidad se ha convertido en un debate cada vez más frecuente y que, en la mayoría de veces, entra en conflicto con otro derecho universal del ciudadano: la seguridad.

Desde el año 2014, en Europa, motores de búsqueda como Google están obligados a eliminar de sus listas de resultados aquellos enlaces que violen ciertos derechos de un ciudadano, siempre que éste lo pida. Cada petición es valorada individualmente por un comité Del Tribunal de Justicia de la Unión Europea y se acepta o se rechaza, según si los datos causan algún tipo de perjuicio para el individuo o no.

Por una parte, Google ha anunciado recientemente mejoras para aplicar el derecho al olvido digital en las búsquedas que se realicen a través del buscador desde Europa. Por otro lado, según datos actualizados en las últimas horas, se informa que el gigante de internet recibe 100.000 peticiones cada hora para que se eliminen ciertos enlaces por supuesta violación de derechos de autor, unas cifras increíblemente altas que, sin embargo, son gestionadas en cuestión de horas.

Más información: One Produccions | One Media

La realidad virtual a tu gusto

, , , , , , , , , ,

captura-791

Hoy empieza oficialmente el Mobile Word Congress 2016 en Barcelona, un esperado evento para todos aquellos profesionales y amantes del sector tecnológico. A lo largo de esta semana grandes empresas como Sony, Samsung, HTC, Huawei o LG anunciarón sus nuevos productos, sobre todo teléfonos móviles, pero también hay cabida para otros dispositivos desde gafas de realidad virtual a robots con aplicaciones que nos facilitarón el día a día, sin olvidarnos de los wearables, los relojes inteligentes, las cámaras y el Internet de las cosas.

La surcoreana Samsung no sólo ha sorprendido al público con su nuevo y esperado smartphone Galaxy S7, sino que también ha presentado un accesorio con características muy interesantes. Se trata de Gear 360, una cámara con dos lentes de 15 Mpx que pueden grabar simultáneamente con una resolución de 3.840 x 1.920, creando así una imagen esférica. También puede fotografiar a 30 Mpx e incluso reducir la amplitud a sólo 180 grados. Sin embargo, lo más sorprendente es que se contrala mediante una aplicación móvil que se instala a nuestro smartphone, lo cual facilita su manejo.

Se trata de un dispositivo pequeño, esférico, ligero y, sobre todo, fácil de usar, ya que desde el móvil se genera automáticamente la visión 360 y se puede compartir a las redes sociales. Por lo tanto, la cámara está pensada para ser usada por cualquier tipo de usuario que quiera crear su propio contenido de realidad virtual y visualizarlo posteriormente a través de dispositivos como Samsung Gear VR o subirlo a plataformas de vídeo como Youtube.

Más información: One Produccions | One Media