22 junio, 2017

El síndrome de Diógenes digital

¿Cuántos de nosotros disparamos fotografías a diestro y siniestro en momentos que no lo requieren y las acumulamos sin demasiado sentido?

Sindrome Diogenes digital

La página web Xataka publicaba recientemente un artículo sobre este asunto. Sobre si somos acumuladores de basura natos en nuestros teléfonos móviles. También si tenemos un comportamiento adecuado con respecto a su uso. Nosotros nos hacemos eco de esta publicación y realizamos nuestra propia reflexión sobre el asunto.

Según la medicina, el síndrome de Diógenes es un trastorno del comportamiento que consiste en la acumulación de grandes cantidades de basura y desperdicios en el hogar además de un abandono social y personal, resultando en un grave problema de salud física y mental. La denominación hace referencia a Diógenes de Sinope, filósofo griego que adoptó y promulgó hasta el extremo la independencia entre las necesidades materiales y los ideales de privación. Así, la acumulación de cualquier tipo de elementos es lo contrario a lo practicado por el citado filósofo.

Con la llegada de la era digital, este síndrome, llevado a un extremo en la comparativa con los casos reales, se ha multiplicado por 1.000 hasta el punto en el que todos y cada uno de los usuarios de un teléfono móvil nos hemos convertido en potenciales sufridores de un síndrome de Diógenes digital. No desatendemos la higiene personal ni acumulamos kilos de basura física. Tampoco nos aislamos de la sociedad… ¿o quizá sí?

¿Cuántos de nosotros tenemos en nuestro teléfono móvil decenas y decenas de fotografías tomadas sin pensar y las acumulamos con el paso del tiempo? ¿Cuántos hemos dejado de vivir un acontecimiento en directo y nos hemos aislado para atraparlo en la memoria de nuestro dispositivo? Además, con la llegada de aplicaciones como Whatsapp la galería de nuestro teléfono se ha convertido en un contenedor infinito de archivos, la mayoría poco o nada valiosos ni sentimental ni artísticamente, que en vez de filtrar cada cierto tiempo tendemos a ampliar con la compra de nuevas y mejores tarjetas de memoria.

No es pertinente tampoco pedir una vuelta al pasado. A aquellos tiempos en los que esperábamos deseosos al revelado del carrete de nuestra cámara analógica para ver el resultado de nuestros disparos. La tecnología actual nos ha brindado la oportunidad de tener cámaras muy potentes en nuestros bolsillos, capaces de obtener un excelente resultado, más que suficiente en la mayoría de las ocasiones para poder rememorar un momento especial.

Quizá la solución para evitar imágenes como las que se producen en conciertos, partidos de fútbol, procesiones y hasta funciones escolares sea única y exclusivamente la mesura. Saber controlar y medir en qué momento merece la pena sacar nuestro teléfono y en cuál resultará mucho más enriquecedor dejarlo cogiendo pelusa en el bolsillo para presenciar algo en vivo y purísimo directo. Al fin y al cabo, en eventos de gran magnitud hay profesionales encargados de que podamos revivir esos momentos cuando lo deseemos. Esa es la labor de productoras como la nuestra, One Produccions.

Para terminar, ser un buen usuario de nuestro teléfono no solo nos servirá para ser respetuosos con nosotros mismos y los demás, sino que también nos ayudará a mejorar en otros muchos aspectos de nuestra vida.

ver comentarios
Comentarios (0)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

CAPTCHA ImageReload Image

  1. One Produccions dice:

    Se el primero en dejar un comentario.